• Lola

Evolucionar o Morir


COLAPSAR… Dicen es cuando se produce una paralización o interrupción en una cosa. Dicen que es ceder, derrumbarse, romperse… Y es que llegan momentos en la vida que definitivamente nos paralizan, nos interrumpen, nos rompen…


Colapsar, ¿Es el final? por momentos pensamos que sí, y es que es muy difícil en medio de tanto caos pensar en algo diferente que no sea eso, sin embargo, por alguna razón, podemos luego enfocar mejor la mirada y darnos cuenta que no, que es todo lo contrario… Que no debería ser el fin, sino el inicio. ¿Inicio de qué? inicio de Evolucionar desde adentro.


Dicen que EVOLUCIONAR es un cambio o transformación gradual y continuo de algo, especialmente en su conducta, actitud, estado, ideas… Creía saberlo, pero la verdad es que no era así. Evolucionar era más profundo que el concepto superficial que tuve por años. Y es que a veces entramos en ese proceso sin siquiera darnos cuenta, solo hasta que estamos en ese punto de quiebre es que podemos percatarnos de él.


Dicen que EVOLUCIONAR es sinónimo de vida. Si dejas el agua estancada se pudre, mientras que si está en movimiento es oxigenada y purificada. Así mismo pasa con el cuerpo, para mantener la vida debe cambiar en forma continua, transformando los nutrientes en nuevas células. Antes de que concluya un año, casi todas las células del cuerpo han sido reemplazadas por nuevas. Esto no pasa en nosotros los humanos de manera consciente, porque de forma consciente nos bloqueamos a transformarnos, nos bloqueamos a evolucionar.


Yo sentía que moría. Física, mental, emocional y espiritualmente. No entendía lo que vivía. No entendía qué significaba todo este proceso que revolucionaba mi interior e incluso mi exterior. No sabía cómo seguir; pero aprendí que mientras vamos por el camino de la EVOLUCIÓN personal tenemos dos opciones: Resistir o Morir… Yo elegí resistir hasta el final.


El cambio que promueva la superación personal, el cambio que permita madurar, el cambio que nos vuelve mejores versiones de lo que somos y mejora nuestra visión sobre la vida, es realmente el importante…


... Y es que somos como estrellas en el firmamento de la humanidad, tenemos luz que brilla, pero a veces esa luz se ve opacada por combustiones internas y externas que se van acumulando con el tiempo y no nos dejan irradiar como lo hacíamos antes.


Las estrellas tienen una fuente interna de energía. Pero, al igual que todo tipo de combustible, sus reservas son limitadas. A medida que consumen su suministro de energía las estrellas van cambiando y cuando se les acaba, mueren.

Para aumentar su expectativa de vida, la estrella lucha continuamente contra la fuerza gravitatoria que intenta contraerla, hasta el punto que la estrella comienza a quemar otros combustibles que mantenía en reserva y logra establecer una nueva situación de equilibrio. Una estrella de gran masa (varias veces la del Sol) y que no pierde mucha materia durante su evolución termina su vida en una explosión muy violenta que se denomina supernova; cuando esto ocurre la estrella brillará tanto como toda la galaxia en la cual se encuentra y explotara tan violentamente que de su interior saldrán nuevas estrellas con materia más pesada que la misma que ella tenía. Sin embargo, no siempre sucede así. Aquellas estrellas que no resisten este proceso de evolución interno, terminan convirtiéndose en agujeros negros porque se consumen a ellas mismas por completo, apagando para siempre su luz.


Creo que así nos sucede a nosotros, llegan momentos en la vida que debemos evolucionar, y evolucionar duele mucho, a tal punto que nos lleva a colapsar, pero colapsar no es el final, es solo el momento que nos dice tienes dos opciones: resistir el proceso que te llevará a convertirte en una nueva estrella e incluso a formar otras estrellas más fuertes que tú, o rendirte en el proceso y convertirte en un agujero negro que nunca más será visto o recordada su luz.


Persiste. Ya casi termina el proceso que renovará lo que hay dentro de ti y te llevará a convertirte en una mejor versión de la que hoy eres.


¡Tú decides, EVOLUCIONAR o MORIR!


Con Amor,

Lola.



0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo